Yucatan

Yucatán 

Yucatan

Photobucket

HIMNO YUCATECA

Manuel Palomeque
José Jacinto Cuevas

Al grito de guerra despierta el valor

y el aire se inunda con bélico son

Haced compatriotas que truene el cañón

lloviendo metralla sobre el invasor

 El cinco de mayo, nos preste su sol

que eclipsa la estrella de Luis Napoleón.

El mundo nos mira, con admiración

y a México envidia su claro blasón.

Vino el águila esclava de Europa

sancionando la infamia con balas

y regresa arrastrando las alas

con escarnio y vergüenza a la vez.

El altivo cóndor del Anáhuac

le dejó los palacios y reales

desafióla en los rudos nopales

y postróla humillada a sus pies.

De los vírgenes bosques aztecas

con el iris flotante en sus cumbres

se exhalaban mortíferas lumbres

entre el eco del bronce tronar.

Reflejados en lagos de sangre

que vogaba el indígena Juárez

al tocarlos alzaba a millares

héroes santos a quien inmolar.

Los primeros soldados del mundo

con los brazos caídos e inertes

confesaron que sólo son fuertes

los que luchan por patria y hogar.

Zaragoza, Escobedo y Arteaga

Salazar, Berriozábal y Díaz

cuyos nombres la fama proclama

han sabido la patria vengar.

¡Libertad!

¿Por qué alejas de Francia

tus encantos, tu noble hidalguía

y juguete de vil tiranía

da a los pueblos ilustres que reir?

Arrastrada al suplicio Polonia

le tendió suplicante la mano

escuchó sus lamentos en vano

e indolente la dejó morir.

Quien así abandona a una hermana

¿podía a México hacer caridades?

Tan rastreras, tan ruines maldades

un jesuita las debe inspirar.

Ya no se una robar con descaro

e imponer al mas débil el yugo

hoy la víctima paga al verdugo

y aún le debe el favor estimar.

¿De qué sirve a la Francia y al Austria

el haberse llevado nuestro oro

si perdieron en timbre y decoro

cuanto México en gloria ganó?

Si desean alfombrar con laureles

los desiertos de México, vengan

Liberales habrá que defiendan

la consigna que Hidalgo legó.

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Yucatan

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

CAMINANTE DEL MAYAB

Antonio Médiz Bolio - Guty Cárdenas Pinedo

Caminante, caminante,
que vas por los caminos,
por los viejos caminos
del Mayab.

Que ves arder de tarde
las alas del Xtakay;
que ves brillar de noche
los ojos del cocay.

Caminante, caminante,
que oyes el canto triste
de la paloma azul,
y el grito tembloroso
del pájaro pujuy.

Caminante, caminante,
me has de decir si viste aparecer
como una nube blanca
que vino y que se fue
y si escuchaste un canto
como voz de mujer.

Caminante, caminante,
también en mi camino
la nube blanca vi,
también escuché el canto
pobrecito de mí

 

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

 

ESTA TARDE VÍ  LLOVER

Armando Manzanero

Esta tarde vi llover
Vi gente correr
Y no estabas tú

La otra noche vi brillar
Un lucero azul
Y no estabas tú

La otra tarde vi que un ave enamorada
Daba besos a su amor ilusionada
Y no estabas tú

Esta tarde vi llover
Vi gente correr
Y no estabas tú

El otoño vi llegar
Al mar oi contar
Y no estabas tú

Yo no se cuanto me quieres
Si me extrañas
O me engañas
Solo se que vi llover
Vi gente correr
Y no estabas tú

Photobucket

 

Photobucket

Yucatan

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Yucatan

Photobucket

Yucatan

ACUARELA A MÉRIDA

Miguel Angel Gallardo

Golondrinas, golondrinas

que cruzando el cielo van,

alegren con sus cantares

a mi lindo Yucatán.


A mi Mérida querida,

la ciudad blanca y gentil,

la tierra de Guty Cárdenas

y Ricardo Palmerín.


Mérida cómo te quiero

nunca de extrañarte dejo;

tu quieta plaza mayor,

tu hermoso "Paseo Montejo".


Tierra linda de leyendas,

de mi estado capital,

Mérida quien te conozca

no te olvidará jamás;

Mérida quien te conozca

no te olvidará jamás.


Son tus preciosas mestizas,

cuando a la jarana van,

primorosas campanitas

de mi lindo Yucatán.


Luciendo ternos preciosos,

con bordados de color,

recostadas en su hamaca

escuchando al trovador.


Mérida cómo te quiero

nunca de extrañarte dejo;

tu quieta plaza mayor,

tu hermoso "Paseo Montejo".


Tierra linda de leyendas,

de mi estado capital,

Mérida quien te conozca

no te olvidará jamás;


Mérida quien te conozca

no te olvidará jamás.

Yucatan

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

A YUCATAN

Luis Espinosa Alcalá

 

Por tu porte de venado y tu belleza de faisán,

Montejo “El Adelantado” te hizo llamar Yucatán. (BIS)

 

Para cantarle a mi tierra, que es tierra de trovadores

hay que llevar en el alma el perfume de sus flores,

hay que estar compenetrado de su historia y su linaje,

y llevar los ojos llenos del verdor de su paisaje.

 

Por tu porte de venado y tu belleza de faisán,

Montejo “El Adelantado” te hizo llamar Yucatán. (BIS)

 

Para cantarle a mi tierra, tierra de mujeres bellas,

hay que haber visto en las noches el brillo de sus estrellas,

y después enamorado, con un beso que no peca,

probar la miel de los labios de una linda yucateca.

 

Por tu porte de venado y tu belleza de faisán,

Montejo “El Adelantado” te hizo llamar Yucatán. (BIS)
 

Para cantarle a mi tierra, tierra de mujeres bellas,

hay que haber visto en las noches el brillo de sus estrellas,

y después enamorados, con un beso que no peca,

probar la miel de los labios de una linda yucateca.

 

Por tu porte de venado y tu belleza de faisán,

Montejo “El Adelantado” te hizo llamar Yucatán

Photobucket

Photobucket

Yucatan

Photobucket

GOLONDRINAS YUCATECAS

Ricardo Palmerín

Llegaron en tardes serenas de estío 
cruzando los aires con vuelo veloz, 
y en tibios aleros formaron sus nidos, 
sus nidos formaron, piando de amor.

Que blancos sus pechos, sus alas que inquietas, 
que inquietas y leves abriéndose en cruz 
y como alegraban las tardes aquellas, 
las tardes aquellas bañadas de luz.

Así en la mañana jovial de mi vida, 
llegaron en alas de la juventud, 
amores y ensueños...como golondrinas, 
como golondrinas bañadas de luz...

Más trajo el invierno su niebla sombría, 
la rubia mañana llorosa se fué... 
se fueron los sueños y las golondrinas... 
y las golondrinas se fueron también...

 

 


















Volver al Mapa

Volver al Menú